lundi 7 novembre 2016

Sevillanas

Esa gota que cayó
del cielo sobre tu cara
y tu mejilla mojó
lágrima de lluvia clara
no recuerda si fue nube
si fue mar o si fue llanto
será la oración de un santo
que hasta lo más santo sube

Esa gota que cayó
sobre tus deditos finos
baila como el algodón
sobre los tallos dormidos
no recuerda si fue nube
si fue mar o si fue llanto
será la oración de un santo
que hasta lo más santo sube


Esa gota que cayó
sobre tu pelo moreno
y en tus trenzas se perdió
como en la jaula el jilguero
no recuerda si fue nube
si fue mar o si fue llanto
será la oración de un santo
que hasta lo más santo sube


Y esa gota que cayó
de mis ojos a tu labio
brota de mi corazón
loco a tu corazón sabio
no recuerda si fue nube
si fue mar o si fue llanto
será la oración de un santo
que hasta lo más santo sube


A Alba González, bombo, caja y alma

Aucun commentaire:

Enregistrer un commentaire

Printfriendly