lundi 1 février 2016

Barbaridad

Quiero que recojan las cenizas aún templadas
de los cuerpos que inocentes iban y sonrientes
por las callejas de cualquier ciudad bombardeada

Quiero que de entre los escombros saquen juguetes
aplastados inútiles y martirizados
testigos de un pretérito inmediato y presente

Y quiero que con las libretas y los cuadernos
que ya nadie puede completar ni rellenarlos
y con los libros de clase y estuches modernos

se eleve un monumento a la barbarie inmunda
Juguetes, cenizas, tinta, papel y sonrisas
un monumento que a la Torre de Babel suba

y ponga en el cielo inmenso el grito de la infancia
con tal fuerza y en tantas lenguas que Dios con prisas
parta de un rayo a los doctores de la ignorancia.

Que sean malditos y sin perdón posible a nunca
quienes sueltan y hacen bombas por puta ganancia
y cruja vivo quien la vida de un niño trunca.

Aucun commentaire:

Enregistrer un commentaire

Printfriendly